Los fotografos tenemos el dudoso privilegio de detener el tiempo un instante antes de que todo cambie. Aunque esta virtud es muy poco apreciada por muchos.
Jan Puerta ("Viaje en el tiempo" 3 de mayo de 2014)



3 de octubre de 2013

Balcony at seven p.m.


14 comentarios:

  1. l'image est très belle qui ravie l'œil par ces tons orangés et ces contrastes soutenus.
    une délicieuse image qu'on aimerait voir plus souvent sur la blogosphère.
    bravo.
    Jorge

    ResponderEliminar
  2. Color y sombras geniales, a las 7 y a la hora que sea.
    Un abrazo César

    ResponderEliminar
  3. Has aprovecha la hora perfecta para conseguir ese efecto de prolongación con las sombras. Y el colorido excelente y muy bien contrastado.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Me fascina la profesionalidad que le imprimes a tus trabajos, realmente son extraordinarios, bien logrados y mejor presentados, siempre es un placer contemplarlos.

    Un gran abrazo.

    ResponderEliminar
  5. Bonito balcón que embellece las luces y sombras del atardecer.

    Un beso

    http://ventanadefoto.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  6. Magnífico color .Da igual la hora la foto es perfecta :))
    Un beso

    ResponderEliminar
  7. Como me gusta esa sombra alargada que prolonga la balconada de esa ventana preciosa. El color una locura.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  8. Muy bonita la toma que has logrado César. Me gusta el contraste de los tonos con la sombra.
    Un abrazo.
    Ramón

    ResponderEliminar
  9. Me gusta esa potencia en la luz. Un encuadre con carácter y buen color. Saludos

    ResponderEliminar
  10. La luz, las sombras, la composición, los tonos, lo tiene todo.

    Solo espero que nadie se le ocurra hacer balconing, jeje.

    Buen finde.

    ResponderEliminar
  11. En este caso la dureza de las sombras sirven de contraste para magnificar la escena. Un abrazo,

    ResponderEliminar
  12. Cesar, la luz magnifica y los tonos.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  13. J'adore ce ton orange. C'est vraiment magnifique... et non ce n'est pas une blague.

    ResponderEliminar