Los fotografos tenemos el dudoso privilegio de detener el tiempo un instante antes de que todo cambie. Aunque esta virtud es muy poco apreciada por muchos.
Jan Puerta ("Viaje en el tiempo" 3 de mayo de 2014)



5 de mayo de 2017

TBA IV


12 comentarios:

  1. Creo que la mejor de esta serie con diferencia. El juego de formas es más dinámico

    ResponderEliminar
  2. Fantástica César, una serie sensacional.
    Un fuerte abrazo

    ResponderEliminar
  3. El perfil sinusoidal de la sombra le da mucho dinamismo a la imagen, lo que unido a la perspectiva y a los dos volúmenes de sombra y luz hacen de ella una foto excepcional.

    ResponderEliminar
  4. La composición jugando con las lineas rectas y curvas es sensacional.
    Coincido con José Ramón, la que más me gusta, de momento claro, jeje
    Un abrazo, César.

    ResponderEliminar
  5. Sensacional perspectiva, que muestra el serio trabajo de esta serie.

    Besos

    ResponderEliminar
  6. Genial esta curvatura que permite esconder parte del edificio.
    Un rincón genial para este tipo de imagenes, lo recuerdo muy bien de la última visita a Madrid.
    Un abrazo César

    ResponderEliminar
  7. Espacios de carga simbólica, edificios que
    constantemente cambian su cara a cada
    minuto a cada segundo. Para el fotógrafo
    estos edificios son su escritura su mirada,
    como es esta brillante fotografía, donde
    efectivamente podemos imaginarnos los
    cambios constantes a cada minuto y a cada
    segundo de la luz, que absorbe y rebota en
    un sin fin de cambios, parecen que se
    estiran a un cielo sólido blanco pétreo.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  8. Me vuelvo a descubrir ante el partido que le estás sacando a este conjunto arquitectónico.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  9. Preciosa con esa línea ondulada que enmarca la luz del cielo y el edificio.
    Un abrazo,

    ResponderEliminar
  10. Fine shapes here and in the previous photos.
    Hugs

    ResponderEliminar
  11. Qué maravilla y qué envidia me das, que tengais semejantes torres.

    Enhorabuena, es una delicia contemplar esta serie.

    ResponderEliminar