Alcalá de Henares



 
Con esta invitación al turismo
y al descanso, feliz verano .
 


Comentarios

  1. Creo que con esta visión borrosa el descanso es más merecido, jeje.

    En serio, una buena forma de mostrarnos la Catedral de Alcalá de Henares, con un aire casi de misterio .

    Feliz verano, César.

    ResponderEliminar
  2. Esa trepidación da a la imagen un aire fantasmagórico y muy original.
    Un abrazo, y feliz verano para ti también.

    ResponderEliminar
  3. Dinamismo trepidante y bello!
    Feliz verano.
    Un abrazo César

    ResponderEliminar
  4. No me hace falta, que me insistas mucho...ya mismo cojo la maleta y voy para allá, aunque con el calor que va a hacer ahora, me iría para la playa.

    Besos

    ResponderEliminar
  5. Era tal la avalancha de turistas, qué poco a poco tomaban la calle, qué la propia catedral se estremeció.

    ResponderEliminar
  6. ...a descansar!
    Buen lugar para ello. Creativa edición.
    Salud César.
    Un abrazo.
    Ramón

    ResponderEliminar
  7. Grandiosa la imagen
    la nebulosa del fog de la vida

    ResponderEliminar

Publicar un comentario