Los fotografos tenemos el dudoso privilegio de detener el tiempo un instante antes de que todo cambie. Aunque esta virtud es muy poco apreciada por muchos.
Jan Puerta ("Viaje en el tiempo" 3 de mayo de 2014)



1 de junio de 2014

Sin nombre


6 comentarios:

  1. La luz dura que incide sobre la escultura ha puesto de manifiesto las texturas del metal, resaltando todas y cada una de las arrugas y pliegues. Un abrazo,

    ResponderEliminar
  2. Si que tiene nombre: Impresionante!!!

    Hola, César!!!...he estado admirando tus últimos trabajos...y me lo he pasado en grande, enhorabuena!!!

    Un gran abrazo y muchas gracias, amigo!!! ;)

    ResponderEliminar
  3. Un rostro anónimo, como muchos otros, pero son desconocidos para algunos, detrás hay unas vidas, unos seres humanos, muchas veces olvidados injustamente.

    Una foto impactante, César.

    Abrazos.

    ResponderEliminar
  4. Que gran fotografía César, cuanto me gusta.
    Un abrazo.
    Ramón

    ResponderEliminar